Consejos para trabajar desde casa durante COVID-19

A medida que continúa el brote de COVID-19, muchas compañías requieren que los empleados trabajen desde su casa. Para algunas personas, esta podría ser su primera experiencia trabajando desde casa durante un período prolongado de tiempo. Para nosotros en Fractal Marketing, trabajar de forma remota es solo parte de nuestra rutina diaria. Si es la primera vez que trabaja desde casa, puede que le tome un momento adaptarse. Para ayudar con esta transición, aquí están nuestros cinco consejos principales para ayudarlo a trabajar de manera más inteligente desde su hogar durante el brote de COVID-19.

  1. Mantén tu rutina matutina

Todos somos criaturas de hábito. Desde el momento en que nos levantamos, a menudo repetimos los mismos comportamientos día tras día. Si prosperas en entornos estructurados, trabajar desde casa puede ser abrumador. Evite sentirse perdido en su día manteniendo los aspectos centrales de su rutina matutina. Sal de la cama, date una ducha y vístete para el día. Sin un viaje matutino, tendrá más tiempo para preparar un desayuno saludable y preparar su día para el éxito.

2. Establecer límites entre el espacio personal y el espacio de trabajo.

No todos tienen el lujo de una oficina en casa, lo que dificulta la transformación de su espacio vital en un entorno de trabajo más profesional. Trate de mantener su espacio de trabajo en un área específica de su hogar para que su trabajo no se entrometa en la vida de los otros miembros de su hogar y pueda concentrarse. Tenga un espacio que designe como estación de trabajo en lugar de revisar correos electrónicos, mensajes de voz o mensajes de texto frente al televisor o difundir el trabajo por toda la mesa de la cocina. Haga de su espacio de trabajo una zona libre de estrés de tranquilidad y soledad donde pueda concentrarse.

3. Aprovecha no tener un viaje diario

Según Statistics Canada, el viaje promedio de quienes viven en las áreas metropolitanas más grandes (Toronto, Montreal, Vancouver) pasa hasta 34 minutos en el trayecto de ida y vuelta al trabajo todos los días. Eso es más de una hora de tiempo que solía pasar atrapado en el tráfico, ahora libre de usar como lo desee.

Aproveche este tiempo extra para caminar, meditar, leer un libro, dormir un poco más, hacer ejercicio, ir a una tienda local a tomar un café, tomar un buen desayuno o hacer lo que sea que desee para hacer por ti mismo. Este es realmente su tiempo para gastar en usted y puede ayudarlo a preparar su día para una mejor productividad y bienestar general.

4. Mantente social

Si trabaja desde casa, es probable que esté solo. Para ayudar a evitar la soledad y el aislamiento, manténgase social con sus colegas de trabajo usando su teléfono, correo electrónico y mensajes de texto. Intente programar un chat de video diario con todos los miembros del equipo. Las videollamadas son una excelente manera de mantener conversaciones sobre el trabajo, mientras se dan tiempo cara a cara. Además, es mucho más fácil comunicarse mediante video que enviar una larga cadena de correos electrónicos de ida y vuelta.

Al pasar el día no solo trabajando sino interactuando con los miembros de su equipo, sentirá una mayor sensación de colaboración y conectividad. No pase todo el día sin hablar con alguien, tómese el tiempo para conectarse con aquellos importantes y cercanos a usted.

5. Desenchufe

Después de un día de trabajo productivo, apague su computadora y deje de revisar su correo electrónico de trabajo. Es fácil ser víctima del "día de trabajo sin fin" si es nuevo en el trabajo fuera de su hogar.

Sin el viaje diario a casa y el cambio de escenario, puede ser difícil para nuestros cerebros apagar el modo de trabajo. Guarde sus dispositivos electrónicos y herramientas de trabajo tal como lo haría si estuviera en la oficina.

Sin medidas preventivas establecidas, es fácil comenzar a revisar los correos electrónicos del trabajo nuevamente después de la cena y comenzar un segundo mini día de trabajo antes de acostarse. Al mantener los recordatorios de trabajo fuera de la vista, los mantendrá fuera de su mente, lo que lo ayudará a relajarse y recargar energías para el día siguiente.